Comentarios Recientes

0

Thamara Fernández: “La prevención es un signo de amor”


  • Mariela López | 11-10-2020

Octubre huele a hojas secas y a tierra mojada. Se pinta de colores ocres, amarillos, rojos, marrones y violetas. 

Pero si hay un color que cada año, en este mes tiene más protagonismo y está más presente en el mundo es el rosa; símbolo de la lucha contra el cáncer de mama. 

Cada octubre  el mundo conmemora el Mes de la Sensibilización sobre el Cáncer de Mama, cuyo propósito es contribuir a hacer más visible esta patología.

En una entrevista concedida al periódico LA INFORMACION, la doctora Thamara Fernández, cirujana mastóloga, responde inquietudes comunes sobre la enfermedad, la detección temprana y  sus factores de riesgo.

¿El cáncer de mama puede prevenirse? 

El cáncer de mama no se puede evitar al cien por ciento (prevención primaria,) sin embargo sí puede ser diagnosticado tempranamente (prevención secundaria) en estadios donde el cáncer en mas del 90% de los casos es curable.

Es decir que, aunque no hay un método para prevenir el cáncer de mama de manera absoluta, podemos detectarlo de manera precoz a través de estudios por imágenes, principalmente la mamografía. 

Asimismo, es posible adoptar medidas para disminuir el riesgo de desarrollar la enfermedad.

¿Qué es el autoexamen? 

Es el examen que por observación y palpación se realiza la mujer en su hogar. Toda mujer debe familiarizarse con la manera natural en que lucen y se sienten sus mamas, e informar inmediatamente a su mastólogo cualquier cambio que note en ellas. 

Sin embargo, no es una herramienta de diagnóstico precoz dado que cuando un nódulo es palpable suele tener al menos 1 cm de diámetro, es decir que la enfermedad no se encuentra en sus estadios iniciales.

¿Cuáles son los factores de riesgo para padecer cáncer de mama?

Los factores de riesgo se dividen en “no modificables”, es decir, aquellos que no podemos evitar y aumentan las posibilidades de que se genere la enfermedad – y “modificables”, que consisten en medidas higiénico-dietéticas que podemos incorporar para reducir el riesgo de cáncer de mama. Cabe señalar que los factores de riesgo tienen variabilidad en el porcentaje de probabilidad de producir cáncer de mama  y que en la mayoría de los casos se necesita de varios de ellos para aumentar la probabilidad de la paciente a presentar dicha enfermedad. 

Factores de riesgo no modificables

Sexo: Las mujer presenta mayor riesgo de padecer cáncer de mama, en hombres, la proporción es mucho menor (es cien veces más frecuente en la mujer que en el hombre). 

Edad: La edad aumenta las probabilidades de tener esta enfermedad, afectando especialmente a aquellas mujeres cercanas a la menopausia, aunque en los últimos años se ha observa a nivel mundial, la detección de la patología antes de los 40 años.

Antecedentes familiares: La historia familiar de cáncer de mama es uno de los factores con más peso. La presencia de un familiar de primer grado (madre, hermana, hija) con cáncer de mama aumenta el riesgo de padecer la enfermedad entre 1,5 a 3 veces por sobre la población general. 

¿El cáncer de mama es hereditario?

El cáncer genético o hereditario es el factor de riesgo más importante, pero no el más frecuente. Sólo ente un 5% y 7% de las pacientes portadoras de un cáncer de mama tienen una base genética en su origen. 

Factores de riesgo modificables

Hasta el momento no existen vacunas para evitar el desarrollo del cáncer de mama y, como se explicó anteriormente, muchos de los factores de riesgo no pueden modificarse. Sin embargo, existen otros que sí podemos controlar para reducir las posibilidades de desarrollar la enfermedad. 

¿Qué factores modificables elevan el riesgo de desarrollar cáncer de mama?

Sobrepeso: las mujeres obesas y con sobrepeso tienen más riesgo de padecer un cáncer de mama y de volver a tenerlo (recurrencia) que las mujeres que tienen un peso saludable. Esto se debe a la producción de estrógenos en el tejido graso.

Falta de ejercicio: las personas que realizan actividad física pueden controlar de forma más eficiente el peso, reduciendo así los niveles de grasa en su cuerpo.

Alcohol: puede aumentar los niveles de estrógenos en nuestro cuerpo así como también puede aumentar el riesgo de cáncer de mama y de otras localizaciones al dañar el ADN de las células. 

Tabaco: fumar no sólo aumenta la posibilidad de desarrollar cáncer de mama u otros tipos de cánceres sino que también puede producir otras enfermedades que compliquen el tratamiento del cáncer de mama (alteración de la vascularización y circulación sanguínea, afecciones pulmonares).

Edad de la menarquia y de la menopáusia: Ya se consideran factores modificables, la edad temprana de su primera menstruación y la menopausia tardía se han considerado factores de riesgo para cáncer de mama por mayor exposición hormonal de la mujer por los ciclos menstruales.

Anticonceptivos orales y terapia hormonal en menopáusicas:

En la actualidad los anticonceptivos orales no tienen la misma carga hormonal que en años anteriores, se ha demostrado que éstos y el uso de teparia hormonal de reemplazo utilizado por tiempo limitado y bajo control médico no presentan impacto en la producción del cáncer de mama.

¿Qué es la mamografía? Puede producir cáncer?

Es la radiografía de las mamas que utiliza bajas dosis de radiación,  se utiliza para asistir en la detección temprana y el diagnóstico de las enfermedades mamarias en las mujeres, puede detectar el cáncer antes de ser palpable. 

La dosis de radiación que se utilizan en una mamografía es muy baja, equivalente a la dosis de radiación que recibimos en el medio ambiente durante un mes y no produce cáncer de mama ni de otro órgano.

¿A partir de qué edad y con qué frecuencia se recomienda llevar a cabo una mamografía?

Se recomienda realizar una mamografía anual a partir de los 40 años a todas aquellas mujeres sin síntomas, sanas. Si presenta algún síntoma en sus mamas debe acudir al mastólogo con fines de evaluación y éste desidirá de qué estudios se auxiliará para ayudarla.

En las pacientes con antecedentes de cáncer de mama en familiares de 1° grado (madre, hermana) se recomienda iniciar con la mamografía 10 años antes de la edad de detección del cáncer del familiar más cercano.

¿Cuáles medidas son recomendables para contribuir a reducir el riesgo de contraer cáncer de mama?

Para reducir al mínimo las posibilidades de desarrollar un cáncer de mama, se aconseja llevar un estilo de vida saludable y adoptar hábitos que contrarrestan a los factores de riesgo modificables: Mantener un peso adecuado, hacer ejercicio con regularidad, limitar el consumo de alcohol, no fumar, tener una dieta variada y nutritiva. 

También recomendó realizarse el autoexamen mamario siete dias luego del inicio de la mestruación, o una fecha elegida mensual en pacientes menopáusicas, consultar al mastólogo una o dos veces al año aunque no presente síntomas y una mamografía anual a partir de los 40 años si no presenta síntomas, si presenta síntomas su mastólogo le indicará el estudio pertinente a realizarse en su caso de acuerdo a su edad, síntomas y antecedentes.


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba