Comentarios Recientes

0

La crisis de la biodiversidad de agua dulce


  • Araceli Aguilar Salgada | 13-04-2021

“Los ríos son lugares que renuevan nuestro espíritu, nos conectan con nuestro pasado y nos vinculan directamente con el flujo y el ritmo del mundo natural”. Ted Turner.

El Día Internacional de Acción por los Ríos nace por la decisión unánime de representantes de 20 países que en el año 1997 tuvieron un encuentro en la ciudad de Curitiba en Brasil para buscar solución a la problemática causadas por las represas.

A partir de allí, se decreta el 14 de marzo como Día Internacional por Acción de los Ríos, que es también la fecha cuando se celebra el Día de Acción contra las Represas Grandes en Brasil.

Esta fecha emblemática busca rescatar, cuidar y proteger los ríos de todo el planeta, que en las últimas décadas han sido víctimas de la contaminación a gran escala y la destrucción de grandes ecosistemas y la pérdida irreparable de la flora y fauna que habita estos espacios naturales.

El llamamiento es para que todos juntos alcemos la voz para alcanzar un mundo mucho más sostenible del que vivimos hoy y donde los ríos no terminen desapareciendo, ya que cumplen un rol fundamental por ser uno de los principales recursos que tiene el planeta para continuar con la vida, el Día Internacional de Acción por los Ríos se celebra el 14 de marzo de cada año con la intención de cuidar y proteger una de las principales fuentes de agua limpia en todo el planeta, así como crear conciencia en la población para el cuidado y protección de este valioso recurso natural imprescindible para la vida.

Gracias a estas acciones, fue posible la eliminación de algunas represas hidroeléctricas, que tanto daño ocasionan al medio ambiente, sin embargo, falta mucho camino por recorrer para que, en un medio o largo plazo, se produzcan cambios verdaderamente significativos en beneficio de toda la humanidad.

Hoy más que nunca, el hombre necesita valorar uno de los recursos naturales indispensable para la existencia como es el agua proveniente de los ríos. Lamentablemente, la realidad es otra, ya que siguen siendo objeto de la mano implacable del hombre, que producto de su ignorancia los han saturado con desechos tóxicos y basura que ha provocado un grave desequilibrio ecológico.

En estas valiosas reservas de agua dulce existentes en todo el planeta, se esconde una gran riqueza que debe ser protegida. Es vital que tanto los gobiernos, como las organizaciones y la comunidad en general trabajen de manera mancomunada para no dejar morir estos espacios, que a la larga ayudan al bienestar de la humanidad porque son una de las principales fuentes de alimentos y trabajo.

Los ríos son sistemas naturales dinámicos, complejos y extremadamente sensibles a cualquier tipo de cambio ya sea climático, hidrológico o antrópico. Estos suponen una ruptura en el equilibrio entre el caudal y la carga transportada. Cualquier actuación acometida en el río o en su cuenca se va a manifestar tanto en el cauce como en su llanura aluvial.

Entre las principales actividades humanas que afectan a los sistemas fluviales figuran las siguientes:

• Los cambios de usos del suelo.

• La remoción de la vegetación de ribera.

• Las obras de defensa contra avenidas, dragados y canalizaciones.

• La extracción de áridos.

• La agricultura y las plantaciones de choperas.

• El pastoreo.

• La regulación de caudales.

• La contaminación de aguas.

• La abstracción-incorporación de caudales.

• La explotación de especies nativas.

• La introducción de especies exóticas.

• La navegación.

En todos los países del mundo existen grandes ríos, sin embargo, aquí te detallamos sólo cinco que revisten mayor importancia por su ubicación, tamaño y riqueza.

1. El Amazonas: Es el río más largo con 7.020 kilómetros y discurre por Brasil, Colombia y Perú.

2. El Nilo: Es el segundo río más largo y abarca una extensión de 6.671 kilómetros. Pasa por Egipto, Sudán y Uganda.

3. El Misisipi: Abarca 3.734 kilómetros. Está considerado como uno de los cinco ríos más importantes en el mundo.

4. El Danubio: Con una extensión de 2.850 kilómetros, es el más largo de Europa. Atraviesa varios países como Alemania, Austria, Hungría, entre otros.

5. El Ganges: Tiene una extensión de 2.500 kilómetros. Su importancia radica en que es un río sagrado de acuerdo a la religión hindú.

El compromiso es empezar hoy mismo con los cambios necesarios que garanticen la continuidad y la supervivencia de nuestros ríos, nunca debe ensuciarse el agua con restos de gasolina, petróleo y diésel, solventes, pinturas, barnices, grasas, medicinas o restos de curaciones. Son altamente tóxicos y persistentes, así como también evitar arrojar aguas negras a los ríos

Hay que darles mantenimiento por lo menos cuatro veces al año, al principio de cada estación, sacando la basura inorgánica, abriendo cauce al agua para que corra y no se quede encharcada y se descomponga, hay que evitar los agroquímicos que pueden convertir el agua en un veneno para quien entre en contacto con ella: sean vegetales, animales o personas.

En México los contaminantes que se han detectado últimamente en los ríos mexicanos son metales como plomo, mercurio, aluminio, cianuro, etc. en general, son más de 50 elementos químicos que dañan a las aguas del país, un 70 % de los ríos y cuencas del país mexicano padecen de algún grado de contaminación, situación que se ha vuelto un proceso histórico que no es atendido.

Hay que trabaja fuertemente para evitar contaminación por plásticos en los ríos, lagos y océanos, realidad que exige soluciones a nivel local, ya que, no es sólo tener leyes o regulaciones, sino que se debe actuar desde la base de la pirámide social.

Debemos mantener los alrededores de ríos y manantiales con la vegetación originaria del lugar, para que viva fauna silvestre y se regenere y conserve el ecosistema, para evitar la erosión e impedir que se tape el cauce.

Hoy es un día para educar a otros acerca de las amenazas que enfrentan nuestros ríos, y aprender acerca de las mejores soluciones de agua y energía, por encima de todo, es un día para unir actuando juntos, nos demuestran que estas cuestiones no son meramente local, sino global en su alcance.

El compromiso es empezar hoy mismo, se debe prestar atención a proteger y restaurar los ríos, lagos y humedales del mundo como sus bosques y océanos con los cambios necesarios que garanticen la continuidad y la supervivencia de nuestros ríos, está será la única forma de preservar la especie humana tal y como la conocemos hasta ahora.

¡Es el momento de actuar para garantizar a las futuras generaciones un mundo mejor y mucho más sostenible!

“Si la tierra es una madre, entonces los ríos son sus venas”. Amit Kalantri

Araceli Aguilar Salgado Periodista, Abogada, Ingeniera, Escritora, Analista y comentarista mexicana, del Estado de Guerrero, México. 


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba