Comentarios Recientes

0
Rocío Pérez Russo

Rocío Pérez Russo


Meditar en tiempos de Crisis


  • 01.04.2021 - 12:00 am

La Pandemia desato los cambios de los sistemas laborales produciendo una crisis en distintas profesiones. Decidir es irregular por las prácticas que se implementan no son las convencionales.  Nietzsche sostenía: "Todo lo que no me mata me hace más fuerte". 

• ¿Realmente atravesar la adversidad nos fortalece ? 

• ¿O, por el contrario, nos debilita? 

• ¿deberíamos entonces buscar intencionadamente los problemas, las situaciones difíciles, el sufrimiento, como modo de crecer? 

Sufrir nos hace crecer, es decir que la  adversidad fortalece. En algunas ocasiones sí y en otras no. Algunas veces desarrollando nuevas capacidades y otras acabamos con menor confianza, seguridad o capacidad de disfrute. Depende 

• ¿Qué es lo que hace que una experiencia difícil genere “estrés o crecimiento postraumático”? 

Hay  dos factores claves :

• La personalidad previa de esa persona.

• Lo que esa persona haga con lo que le ha sucedido.

La naturaleza de trauma  tiene que ver con los efectos que dejará sobre el que lo atraviesa. Es interesante comprobar desde ya que ni la magnitud del suceso ni sus cualidades particulares determinan per se un desenlace enriquecedor o empobrecedor de la crisis.

Se percibe que:

• las crisis parecen potenciar lo que ya venía dado. Las personas con un carácter más optimista y que evalúan su vida más favorable, suelen salir de las crisis sintiéndose fortalecidos y logran darle un sentido a toda la experiencia.

• Enmendar, Entender y Evitar. Los que se proponen enmendar se centran en solucionar el problema; Entender las cosas de un modo distinto, para salir de una crisis. Nos centramos en evitar el dolor que la situación crítica produce; buscamos distraernos con otra cosa o minimizar la importancia de lo que sucede.

• Evita evitar ya que se quedara paralizado en la crisis.

• Emergemos fortalecidos al otro lado de la crisis si logramos atravesarla con: actitud optimista, búsqueda proactiva de soluciones y una nueva mirada de las cosas.

• En los momentos difíciles se trata “en las buenas y en las malas” con los que nos rodean y por tanto quienes son los más valiosos.

• Reenfocar las prioridades. Un rasgo muy común entre los que atraviesan experiencias duras es que cambian el foco de su vida. Las prioridades se alteran y reasignan. El presente cobra más importancia.

• Por último, las situaciones traumáticas ofrecen una “ventana de cambio”. Un tiempo en el cual, si tomamos decisiones, el cambio tiene una mayor tendencia a permanecer.

Siempre seremos fuertes cuando nos motivamos a ver el lado positivo de lo que vivimos para superarlo. 

     

     


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba