Comentarios Recientes

0
Ramón Enrique Marmolejos

Ramón Enrique Marmolejos


¿Estás preparado para el día que Dios cierre la puerta?


  • 31.07.2019 - 06:41 pm

" Dijo luego Jehová a Noé: Entra tú y toda tu casa en el arca; porque a ti he visto justo delante de mí en esta generación. De todo animal limpio tomarás siete parejas, macho y su hembra; mas de los animales que no son limpios, una pareja, el macho y su hembra.

También de las aves de los cielos, siete parejas, macho y hembra, para conservar viva la especie sobre la faz de la tierra. Porque pasados aún siete días, yo haré llover sobre la tierra cuarenta días y cuarenta noches; y raeré de sobre la faz de la tierra a todo ser viviente que hice. E hizo Noé conforme a todo lo que le mandó Jehová.  Era Noé de seiscientos años cuando el diluvio de las aguas vino sobre la tierra. Y por causa de las aguas del diluvio entró Noé al arca, y con él sus hijos, su mujer, y las mujeres de sus hijos. De los animales limpios, y de los animales que no eran limpios, y de las aves, y de todo lo que se arrastra sobre la tierra, de dos en dos entraron con Noé en el arca; macho y hembra, como mandó Dios a Noé. Y sucedió que al séptimo día las aguas del diluvio vinieron sobre la tierra.  El año seiscientos de la vida de Noé, en el mes segundo, a los diecisiete días del mes, aquel día fueron rotas todas las fuentes del grande abismo, y las cataratas de los cielos fueron abiertas,  y hubo lluvia sobre la tierra cuarenta días y cuarenta noches. En este mismo día entraron Noé, y Sem, Cam y Jafet hijos de Noé, la mujer de Noé, y las tres mujeres de sus hijos, con él en el arca; ellos, y todos los animales silvestres según sus especies, y todos los animales domesticados según sus especies, y todo reptil que se arrastra sobre la tierra según su especie, y toda ave según su especie, y todo pájaro de toda especie. Vinieron, pues, con Noé al arca, de dos en dos de toda carne en que había espíritu de vida. Y los que vinieron, macho y hembra de toda carne vinieron, como le había mandado Dios; y Jehová le cerró la puerta."  (Génesis 7:1-‬16)

En los días de Noé,  Dios le ordenó que predicara y enseñara la palabra de Dios a todos los pecadores, con respecto al castigo que Dios enviaría sobre la faz de la tierra por medio del diluvio universal, ya que Dios al observar su creación vió la maldad, y esta era el pan de cada día, como lo enseña la sagrada escritura: "Aconteció que cuando comenzaron los hombres a multiplicarse sobre la faz de la tierra, y les nacieron hijas, que viendo los hijos de Dios que las hijas de los hombres eran hermosas, tomaron para sí mujeres, escogiendo entre todas. Y dijo Jehová: No contenderá mi espíritu con el hombre para siempre, porque ciertamente él es carne; mas serán sus días ciento veinte años. Había gigantes en la tierra en aquellos días, y también después que se llegaron los hijos de Dios a las hijas de los hombres, y les engendraron hijos. Éstos fueron los valientes que desde la antigüedad fueron varones de renombre.  Y vio Jehová que la maldad de los hombres era mucha en la tierra, y que todo designio de los pensamientos del corazón de ellos era de continuo solamente el mal. Y se arrepintió Jehová de haber hecho hombre en la tierra, y le dolió en su corazón. Y dijo Jehová: Raeré de sobre la faz de la tierra a los hombres que he creado, desde el hombre hasta la bestia, y hasta el reptil y las aves del cielo; pues me arrepiento de haberlos hecho. Pero Noé halló gracia ante los ojos de Jehová."  (Génesis 6:1-‬8)

Esa misma situación se observa actualmente en la tierra, de lo cual el Señor Jesucristo hace 2,000 años habló y profetizó acerca de cómo se encontraría el mundo actual cuando esté próximo a su venida: "Pero del día y la hora nadie sabe, ni aun los ángeles de los cielos, sino sólo mi Padre. Mas como en los días de Noé, así será la venida del Hijo del Hombre. Porque como en los días antes del diluvio estaban comiendo y bebiendo, casándose y dando en casamiento, hasta el día en que Noé entró en el arca, y no entendieron hasta que vino el diluvio y se los llevó a todos, así será también la venida del Hijo del Hombre." (Mateo 24:36-‬39)

Amigo lector de estos artículos, hace 2,000 años que el Señor Jesucristo murió en la cruz del calvario, para darle salvación y vida eterna a todos aquellos que serán salvos por la gracia y misericordia de Dios. Él ha ordenado a sus ovejas que vayan por el mundo predicando el evangelio e invitándole a que creas en el Señor Jesucristo, pues él es el arca de salvación en este tiempo, y él lo ilustra de diferentes maneras, una de ellas es que pases por la puerta estrecha: "Entrad por la puerta estrecha; porque ancha es la puerta, y espacioso el camino que lleva a la perdición, y muchos son los que entran por ella; porque estrecha es la puerta, y angosto el camino que lleva a la vida, y pocos son los que la hallan."  (Mateo 7:13-‬14)
   
Así como en los días de Noé, muy pocos fueron los que se salvaron, ya que no aceptaron la invitación de Dios, y él cerró la puerta. Debemos pedirle a Dios que nos permita tener acceso a la puerta de salvación, que es el Señor Jesucristo, ya que él es el único camino que conduce al cielo: "Le dijo Tomás: Señor, no sabemos a dónde vas; ¿cómo, pues, podemos saber el camino? Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí." (Juan 14:5-‬6)
   
Es Tiempo de tener Un Encuentro con Dios, ya que todavía la puerta de la salvación de tu alma está abierta para ti, para eso fue que Cristo murió y resucitó, para ser autor de salvación a todo aquel que en él cree, oye cómo él te invita una vez más: "Pasaba Jesús por ciudades y aldeas, enseñando, y encaminándose a Jerusalén. Y alguien le dijo: Señor, ¿son pocos los que se salvan? Y él les dijo: Esforzaos a entrar por la puerta angosta; porque os digo que muchos procurarán entrar, y no podrán." (Lucas 13:22-‬24)
Es mi oración a Dios que diligentemente en arrepentimiento y fe al Señor y salvador Jesucristo, tu entres, ya que el tiempo se acerca, cuando Dios cerrará la puerta y no habrá más oportunidad.

Escapa por tu vida, corre a los pies de Cristo y pídele perdón por tus pecados y él te perdonará.

-Todas estas citas Bíblicas las encontrará en la Biblia Reina Valera 1960-


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba