Comentarios Recientes

0
Lincoln López

Lincoln López


“En tiempos de pandemia”


  • 01.04.2020 - 03:40 pm

Ese es el título de un poema pero mundialmente identificado como: “Y la gente se quedó en casa”. El mismo ha tenido un éxito impresionante en las redes durante las semanas de “cuarentena” que llevamos una gran parte de la humanidad, afectada por la pandemia Covid-19. 

Según las crónicas periodísticas, el poema primero fue publicado en el blog The Daily Day, “y en pocas horas, sin saber cómo, acabó en cientos de miles de pantallas en todo el mundo”. El poema triunfó primero en su versión en inglés en Estados Unidos, y traspasó fronteras, llegando a Italia y al resto de Europa y América Latina, de manera espontánea y con sus respectivas traducciones. 

La autora de estos versos ha dicho: “Lo que ha venido después ha sido, en algunos momentos, algo abrumador, una bendición, un desafío, algo confuso y también completamente lleno de alegría”. En un principio se creyó que los versos datan del 1800, porque en ese mismo año hubo una gran epidemia de peste; sin embargo, la periodista española Lara Gómez Ruiz, investigó el caso y disipó la creencia, expresando “que no fue escrito entonces. Su autora es Kitty O’Meara, una antigua maestra y asistente espiritual en hospitales y hospicios de Estados Unidos que sea inspirado para escribir este texto durante la pandemia actual de coronavirus”.

Su contenido esperanzador, su forma sencilla de expresarse, ha servido de inspiración a muchas personas afectadas por la enfermedad individual o social, martilladas por las noticias de muerte y dolor por todo el mundo, para que nos levantemos una vez más y renovemos nuestra solidaridad humana y reconstruyamos la armonía con la naturaleza agredida.

El poema de la pandemia, dice así:

“Y la gente se quedó en casa.

Y leyó libros y escuchó.

Y descansó y se ejercitó.

E hizo arte y jugó.

Y aprendió nuevas formas de ser.

Y se detuvo.

Y escuchó más profundamente. Alguno meditaba.

Alguno rezaba.

Alguno bailaba.

Alguno se encontró con su propia sombra.

Y la gente empezó a pensar de forma diferente.

Y la gente se curó.

Y en ausencia de personas que viven de manera ignorante.

Peligrosos.

Sin sentido y sin corazón.

Incluso la tierra comenzó a sanar.

Y cuando el peligro terminó.

Y la gente se encontró de nuevo.

Lloraron por los muertos.

Y tomaron nuevas decisiones.

Y soñaron nuevas visiones.

Y crearon nuevas formas de vida.

Y sanaron la tierra completamente.

Tal y como  ellos fueron curados”.


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba