Comentarios Recientes

0

Jojo Rabbit: magnífica sátira de Taika Waititi


  • José D Laura | 29-01-2020

Una sátira puede ser la herramienta más crítica y demoledora contra una ideología. En ese sentido, Jojo Rabbit es una de las mejores sátiras que hemos visto contra el nazismo, esa locura colectiva que lideró un enano con ínfulas de inmortal y locura para repartir a la sociedad de su tiempo, que cayó hipnotizada ante su discurso incendiario (literal).

Jojo Rabbit es una sátira en el sentido más amplio: sirve para reir ante las ingeniosas burlas al mismísimo Adolfo Hitler (encarnado por el propio director y guionista Taika Waititi, de ascendencia maorí-judía) y su ideología, pero es también un llamado para reflexionar ante tanta sensiblería neo-nazi que aparece aquí y allá, sin que sea tomado como ofensa.

Waititi basa su guion en la novela “Caging Skies”, de Christine Leunens, que narra la historia de Jojo Betzler, un solitario niño miembro de las Hitler-Jugend (Juventud Hitleriana) quien se convierte en un nacionalista irracional que, a sus 10 años, odia a los judíos y tiene como único amigo a Yorki, otro niño sumido en la confusión. Su amigo imaginario no es otro que el Führer, un absoluto fracaso como voz de la conciencia.

El filme es la ingeniosa y divertida del nazismo a través de los ojos de Jojo, una estructura que muestra todas sus fisuras en la misma medida de las variadas inseguridades de un niño de 10 años. Y para colmo de males, el enemigo aparece con las encantadoras formas de Elsa Korr, encarnada por Thomasin McKenzie, calificada como una de las mejores actrices jóvenes de Hollywood.

Una tragedia social desde la perspectiva de un niño no es cosa nueva: siempre se recuerda a la excelente (y sobrevalorada) película de Roberto Benigni, La vida es bella. La diferencia es que esta es una crítica mucho más ácida y, aunque como aquella, deja lugar para la carcajada, es mucho más la carga de denuncia de la alienación a que fue sometida más de una generación de alemanes.

Waititi tuvo un excelente debut con Eagle vs Shark (2007) que tuvo muy buena acogida en los festivales en donde se presentó. Con su segundo filme, Boy (2010), ganó el Grand Prix en Berlín y el Premio del Público en el Afi Fest y el Festival de Sidney, lo que le catapultó entre los nombres que los productores barajan para dirigir blockbusters. Eventualmente, su gran oportunidad le llegó con Thor: Ragnarok (2017), que lo inserta en el Universo Marvel, con tan buenos resultados que prepara Thor: Love and Thunder, prevista para estrenarse en 2021.

Hay que destacar el maravilloso trabajo de dirección de actores, desde el niño Roman Griffin Davies, pasando por Thomasin McKenzie (ya la elogié) y la nominada a todos los premios Scarlett Johansson (que destaca como la madre de Jojo), así como del ganador del Oscar, Sam Rockwell.

Jojo Rabbit fue estrenada en el pasado Festival de Toronto, donde consiguió la máxima distinción del TIFF, el Premio del Público, lo que de inmediato la inscribió por derecho propio entre las favoritas para la Temporada de Premios. Aparece en todas las listas como una de las mejores películas del año. Merecidamente.

Jojo Rabbit (2019). Dirección y guion: Taika Waititi; Fotografía: Mihai Malaimaire, jr; Música: Michael Giacchino; Edición: Tom Eagles; Elenco: Roman Griffin Davies, Taika Waititi, Thomasin McKenzie, Scarlett Johansson, Sam Rockwell.


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba