Comentarios Recientes

0
Domingo Hernández

Rincón Deportivo

Domingo Hernández | dhernandez@lainformacion.com.do

Total inactividad


  • Domingo Hernández | 15-03-2020

 

 

Por primera vez en mucho tiempo, el deporte universal registró una total inactividad, en lo que respecta a eventos de gran importancia.

El coronavirus obligó a tomar esta determinación y el boxeo no fue la excepción.

En efecto, para el pasado fin de semana, habían programadas varias carteleras de boxeo,incluidas algunas en la que se disputarían campeonatos mundiales.

Un ejemplo de esto último es que, para el pasado sábado, estaba en agenda la celebración de una velada en Nueva York, en la cual el norteamericano Shakur Stevenson expondría su campeonato mundial de los plumas, versión Organización Mundial de Boxeo –OMB- ante el colombiano Miguel Marriaga, en lo que sería la pelea estelar.

Para este martes, el prospecto irlandés Michael Colan se mediría a Bermar Preciado, también como figura estelar. Ambas veladas iban a tener como escenario el teatro Hulu, del mítico Madison Square Garden, de Nueva York, y fueron suspendidas.

Se estima, que en total unas 15 carteleras de boxeo que iban a celebrarse el fin de semana en Norteamérica, que es la Gran Meca de esta disciplina en el plano rentado,debieron ser suspendidas, mientras en Montreal fueron pospuestas tres, lo mismo que en México y en otras latitudes.

Ocurre que, como pasa con otros deportes o espectáculos de otras índoles, son eventos multitudinarios y es ahí en donde se corre el gran riesgo de adquirir el citado virus, en las llamadas aglomeraciones de personas.

Ello explica la importancia de estas medidas, en razón de que, en el caso particular  del pugilismo, por encima de todo, debe primar la salud de los boxeadores, entrenadores, los propios aficionados y de todo aquel que de algún modo u otro esté ligado a este espectáculo .

Lo mismo ocurre con el béisbol de Grandes Ligas, la NBA, el fútbol e inclusive las presentaciones artísticas.

La crisis del coronavirus ha paralizado el mundo relativamente en todos los renglones, pues al margen de lo citado en el ámbito deportivo, también ha creado un estancamiento en lo económico que, desde ya ha comenzado sentirse en diversas latitudes, lo cual se vislumbra habrá de agudizarse en los días por venir.

A esto se une el hecho de que ha sacrificado a cientos de miles de fanáticos que gustan del deporte en sus diversas manifestaciones, los cuales en su inmensa mayoría, en estos días, no han tenido ningún tipo de entretenimiento de actualidad y se han visto en la obligación de pasar sus horas de ocio presenciando mediante las redes sociales u otros tipos de medios, competencias pasadas.

Se espera, sin embargo, que todo este estancamiento que se  observa llegue a su fin, tan pronto las autoridades de salud de los diversos países afectados logren detener definitivamente  este mal  para que, posteriormente, el mundo retome su ritmo y dinamismo  habituales. En otras palabras, que se vuelva “a la vida”. Es lo que todos anhelamos, aún los más pesimistas. PARA QUE LO APRENDAS O LO RECUERDES: A propósito del coronavirus, el paro laboral de 1994-1995, detuvo el béisbol de las Grandes Ligas. Posteriormente, luego de una  decisión judicial importante a favor de los jugadores a fines de marzo, las dos partes –dueños de equipos y Sindicato de Jugadores- volvieron a la mesa de negociaciones y llegaron a un acuerdo el 2 de abril de 1995.La temporada comenzó oficialmente el 26 de abril de este último año y se jugaron 144 partidos en el período regular. ¡Suena la campana! ¡Climmp!

 


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba