Comentarios Recientes

0

Efemèrides especial 20 de abril 1951:Peloteros boricuas jugaron como nativos en bèisbol RD y los criollos en la vecina isla


  • Rafael Baldayac | 20-04-2021

 

 

Esa primera temporada de verano de 1951, tuvo como rectores encargados de su organización a la Dirección General de Deporte (DGD) junto como la Comisión Nacional de Béisbol Profesional (CNB). En los siguientes años se creó una comisión ad-hoc para trabajar con la CNB.

SANTIAGO, REPUBLICA DOMINICANA-.La Dirección General de Deporte (DGD) junto como la Comisión Nacional de Béisbol Profesional (CNB), aprobaron el viernes 20 de abril de 1951, previo al inicio del primer campeonato de la pelota rentada, que cada equipo podría traer un pelotero puertorriqueño para actuar en calidad de nativo en el campeonato dominicano.

Según los reglamentos acogidos por  los directivos de los clubes, se podrían reforzar con un máximo de cuatro importados para la justa beisbolera a ponerse en marcha en dos semanas, pero si un equipo contrata dos jugadores boricuas, solo uno podía actuar como criollo y el otro en calidad de refuerzo.

La medida fue aclamada en reciprocidad con la Liga de Beisbol Profesional de Puerto Rico, que en ese entonces permitía que tres jugadores dominicanos actuaran con un equipo como nativo  de la isla, que jugaba pelota invernal desde  1938.

El conjunto de las Aguilas contrato cuatro jugadores cubanos como refuerzos para el inicio de la contienda. Estos fueron los lanzadores Israel Hernandez y René –Látigo-Gutiérrez, el infielder Aldo Salvent y el jardinero Calámpio Léon.

Los boricuas Luis Villoda, que termino siendo campeón de bateo del torneo, jugó como  nativo para los cibaeños, y más adelante como refuerzo Pedro Alomar.

Además los delegados de los cuatro equipos (Licey, Escogido, Estrellas y  Aguilas ) reunidos el 20 de abril de 1951 acordaron también que en vista de la proximidad del torneo que iniciaría el  sábado 5 de mayo de ese año , era imposible formar la liga de beisbol profesional de la Republica Dominicana.

En la misma reunión se acordó que el salario mínimo de un jugador de un club cualquiera seria de RD$15.00 pesos semanales y no se estableció el máximo.

Organizadores del campeonato de 1951

 

Se había acordado en una reunión celebrada el 12 de abril de este año crear la liga, pero se decidió  postergar su fundación para 1952, dejando que la organización de esta justa fuera responsabilidad de la  Dirección General de Deporte junto como la Comisión Nacional de Béisbol Profesional.

 

En los siguientes años se creó una comisión ad-hoc para trabajar con la CNB.

 

El sábado 25 de abril de 1951 se celebró una reunión en la DGD con la presencia de los delegados de cada uno de los conjuntos. Por las Aguilas Cibaeñas participaron Gerónimo Copello (Presidente), Ernesto Burrulote Rodriguez, Rafael Gonzalez y Jose Alvarez Menicucci.

Es para 1955 cuando la Liga Dominicana de Béisbol Profesional se responsabiliza del montaje del evento, con la llegada de la pelota invernal y la etapa de las luces que marca la segunda etapa de este trayecto histórico.

 

Las principales autoridades deportivas del país propiciaron el campeonato encabezada por el licenciado F. Humberto Gomez Oliver, Director General de Deportes.

 

 El doctor Rodolfo Bonetti Burgos, presidia  la Comisión Nacional de Beisbol, actuando como secretario José N. Chabebe y como miembros José A. Sabino, Indalecio Rodríguez y el doctor Pedro Julio Santana.

 

Los presidentes de los clubes eran el licenciado Jorge Gobaira (Aguilas), Ingeniero José Fernández (Licey), Francisco Martínez Alba (Escogido) y el  licenciado Federico Nina hijo (Estrellas),

 

La justa duro tres meses y medio

 

Aquel primer campeonato profesional se jugó desde el 5 de mayo hasta el 24 de septiembre. Los partidos fueron celebrados en Santo Domingo, en el Estadio de La Normal; en Santiago de los Caballeros, en el ovalo del viejo Hipódromo y en San Pedro de Macorís, en el antiguo parque Oriental.

 

Los Leones del Escogido vencieron 5×1 a los Tigres del Licey en el choque inaugural del campeonato nacional de béisbol profesional bajo el coro ¡Viva Trujillo! en el estadio de La Normal de la capital, pactado a dos vueltas.

 

Unas siete mil personas vieron en una tarde lluviosa el resurgimiento del béisbol rentado después de 14 años de ausencia.

 

Pepe Lucas le conectó en el noveno episodio al relevista Tomas Lora el primer jonrón del campeonato y primero en la historiadel circuito.El boricua Domingo – McDuffie – Sevilla fue el lanzador ganador y el también puertorriqueño José Luís Velásquez cargo con el revés.

 

Mientras que en San Pedro de Macorís las Estrellas Orientales superaron a las Águilas Cibaeñas 5×1. El derecho cubano Andrés Lombillo fue el lanzador ganador y el zurdo criollo Tomas Gómez Checo el derrotado.

 

Sistema de dos vueltas y 108 partidos

 

El sistema de juego que impero de 1951 a 1954, fue el de dos vueltas, cada una pactada a 27 desafíos. Los ganadores de la primera y segunda vueltas, clasificaban automáticamente para la serie final para decidir el campeonato nacional.

 

Es decir en el torneo se jugaban 108 juegos divididos en dos series y los campeones de ambas series se enfrentaban en una gran final.

 

 En el caso de que un conjunto ganara las dos vueltas, entonces le correspondía al conjunto del segundo mejor récord pasar a la final, las Águilas Cibaeñas ocuparon la segunda posición y las Estrellas Orientales el sótano.

 

Cada equipo debía jugar un total de 54 partidos. Al concluir la serie regular, el récord de Licey fue de 31 ganados, 22 perdidos; Águilas, 27-27 a 4 juegos y medio; Escogido, 25-29, a 6.5 y Estrellas, 24-29, a 7.0.

 

Narra el historiador Tony Piña Campora que el Escogido había clasificado en la primera vuelta de ese torneo venciendo a sus eternos rivales, los Tigres del Licey, en un play off adicional para decidir esa etapa.

 

 Ambos equipos capitalinos habían finalizado empatados con en la ronda inicial con 17-13, mientras las Aguilas Cibaeñas se quedaban con 15-15.

 

Sin embargo en la segunda vuelta del campeonato el Licey paseó la distancia quedando en la posición cimera con ventaja  de dos juegos sobre las Aguilas, pese a que los cibaeños tuvieron mejor record general al quedar segundo con 27-27.

 

El Escogido estuvo desafortunado toda esa segunda etapa  y terminaron en la última posición con record de 8-16, pero habían logrado el derecho de disputarse  el trofeo de campeón en la serie final contra Licey.

 

Nueve managers diferentes

 

Un total de nueve pilotos tomaron las riendas de los clubes tradicionales: Tigres del Licey (4), Águilas Cibaeñas (2), Estrellas Orientales (2), Leones del Escogido (1).

 

Los managers utilizados por Licey fueron Félix Delgado, Alonzo Perry, Enrique Lantigua y Manuel Henríquez.

 

Mientras que las riendas de las Aguilas estuvieron en manos de Rafael  Valdez y la leyenda  cubana Martin Dihigo Pinzón; las Estrellas tuvo al frente del equipo a Manuel García  y Bienvenido – Bell – Arias y el Escogido todo el camino a José St. Clair (Pepe Lucas)

 

Henríquez, el cuarto mánager de los Tigres en la primera estación de verano, le tocó el privilegio de ser el primer mánager campeón. En la serie final los azules derrotaron 4-1, en cinco juegos, a los Leones del Escogido.

 

Taquilla de palcocostaba solo 60 centavos

 

Los precios de entrada para presenciar estos encuentros d en el campeonato de  beisbol profesional eran de RD$0.60 para los palcos; RD$0.40 en las gradas y RD$0.20  en sol, es decir parados en los laterales.

 

El pasaje en guagua era de 5 y 6 cheles en la capital en ese entonces y en Santiago de cuatro centavos.

 

Todos los juegos de este primer campeonato  veraniego fueron diurnos. En la justa profesional se jugaban dos partidos, uno a las 9:30  de la mañana y el otro a las 3:00 tarde hasta que el astro rey estuviera dando su luz.

 

El calendario se confeccionaba escogiendo los días sábado, un juego, y domingo doble choque, para completar tres cada semana, según narra el libro Béisbol Dominicano, de Fernando A. Vicioso y Mario Álvarez Dugan.

 

Once árbitros trabajaron como jueces

 

Una nómina de once  árbitros trabajaron como jueces en este primer campeonato de 1951.

Ellos fueron Eduardo Nichols, Yuca Salazar, Livingston James, Jaime Díaz, Rafael Puesán,

 

TambiénRafael Delgado, Valentín Meriño, JoséPérez, Bebé Ripley, Fernando-Bolo-Vicioso y Livio Guerra.

 

Los primeros anotadores oficiales de la liga fueron Juan Evaristo Gautreaux  y Luis B. Pimentel. Gautreaux era además el encargado de compilar las estadísticas de los juegos.

 

 


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba