Comentarios Recientes

0
Josué Martínez

El Enfoque

Josué Martínez | jmartinez@lainformacion.com.do

El mundo es un torbellino


  • Josué Martínez | 09-03-2020

En estos primeros meses del año 2020, el mundo, y este nuestro país viven un real y verdadero torbellino. Un torbellino se define como la “Abundancia de cosas que ocurren a un mismo tiempo”. También como “Un remolino de viento”. Esta combinación de cosas simultáneas ha cambiado el estilo de vida de muchas personas, creencias, y mermado la economía de algunos países.

Una de las que más pánico genera a las personas, es el coronavirus. Enfermedad que causa una aguda neumonía, sin que haya un tratamiento aprobado oficialmente para combatirla, para ello, los especialistas se valen de los antivirales y del propio sistema inmunológico de cada paciente. 

Otro de los males son las amenazas de guerra nuclear, desatadas por Irán y Estados Unidos de Norteamérica, que sin duda, el coronavirus las despejó, disminuyendo la tensión entre los principales países protegidos con armas nucleares, y que cuando pase de moda el COVID-19, el deseo de guerra volverá a aumentar. Además, Irán, se encuentra muy ocupado tratando pacientes aquejados con este virus.

De igual manera los terremotos o temblores que se vienen registrando en distintas partes del planeta, es otro tema de preocupación no sólo para los creyentes, sino para toda la comunidad científica.

Se suman los estragos del cambio climático, los incendios forestales del Amazonas y Australia. El rápido derretimiento de los glaciares y el aumento del nivel del mar. 

De seguro que algún pastor de determinada iglesia diría que este es el comienzo del Fin del Mundo, y que apenas empiezan las señales…, y que casi está cerca la venida de Jesús, pero nosotros vemos esto como una oportunidad para superar todos los males sociales que por años nos han afectado, y hundir este sistema de cosas que dañan al mundo y amenazan con acabarlo. 

¡Y para colmo el 16 de febrero de 2020 fueron abortadas las elecciones ordinarias generales municipales de la República Dominicana, supuestamente para evitar un caos y garantizar la estabilidad y la voluntad ciudadana! Dando lugar este acontecimiento a las protestas encabezadas por la juventud, y a los cacerolazos, así como a la falta de confianza en la JCE. 

Ante este escenario nos quedan por hacer algunas preguntas: ¿Es el COVID-19 una enfermedad creada para atemorizar y derrumbar a una de las economías más fuertes del mundo, o es obra de la intervención divina para frenar la contaminación global, siendo China uno de los principales emisores de CO2?  

¿Fue la JCE responsable de lo sucedido el 16 de febrero de 2020, o hubo manos saboteadoras ajenas a este organismo, llamado a ser árbitro imparcial en los procesos electorales? De ser así, ¿quién o quiénes estuvieron detrás del sabotaje? Todo esto es un torbellino…


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba