15 Diciembre 2018 11:08 PM

PortadaOpiniónEditorial

Editorial

Luces y esperanzas por un México mejor

ACTUALIZADO 02.12.2018 - 7:18 pm

0 COMENTARIOS

enviar por email

imprimir

ampliar letras

reducir letras

Con la llegada al poder del izquierdista  Andrés Manuel López Obrador, en México se iluminan luces y esperanzas, debido a que se inicia una era transformadora porque se pone fin a sistemas de gobiernos obsoletos y corruptos.
   
López Obrador, quien asumió la presidencia el pasado fin de semana, enfrentará grandes desafíos sociales, políticos y económicos, porque ha encontrado a México sumergido en una profunda crisis.
   
La modificación del tradicional sistema político sustentado en las direcciones de los partidos Revolucionario Institucional (PRI) y Acción Nacional (PAN), constituye de por sí un cambio significativo en procura de la redención, la justicia y la libertad de los mexicanos.
   
Para lograr la evolución de la sociedad y la dignidad humana en México, esto es vital, se debe sepultar el esquema capitalista atrasado, discriminatorio e inhumano, y dar paso a la innovación; esa es la responsabilidad histórica de Andrés López Obrador y sus colaboradores.
   
Claro, no es una tarea fácil, puesto que hay que luchar contra el poder del narcotráfico, el cual ha convertido a la nación azteca en una de las más violentas a nivel mundial.
   
Asimismo, es preciso actuar con firmeza contra el crimen organizado, la corrupción y la violencia en todas sus expresiones; las tareas para reencausar a México por senderos correctos serán tortuosas, pero la misión y la visión que definen el programa que se emprende en esta nueva etapa, abren las puertas hacia el progreso y el bien común.
  
“El cambio será profundo y radical, porque estamos ante un cambio radical de régimen Político”, esa proclama del nuevo presidente mexicano durante su discurso de posesión es esperanzadora y genera fe, ya que se vislumbra un futuro promisorio.
   
Otro aspecto positivo es que la presidencia de López Obrador, emerge como un equilibrio en la geopolítica de  las Américas, en razón de que se erige como contrapeso ante el resurgimiento de regímenes de ultraderecha.
   
Los mexicanos necesitan vivir en paz, lo que será posible con la transformación de las desfasadas estructuras sociales y económicas, situación que debe basarse en transparencia, equidad, descentralización del Estado, justa distribución de las riquezas y la puesta en marcha de programas que den respuestas a las necesidades apremiantes de la población.
   
Y los actuales gobernantes, es lo que se augura, reflejan disposición y voluntad política para impulsar el crecimiento sostenible de México, así como el pleno desarrollo humano.
¡Qué viva México!

G20, EE.UU y cambio climático


Los países que conforman el G20 se reunieron el pasado sábado en Buenos Aires, Argentina, y establecieron  que el acuerdo de París sobre el cambio climático es irreversible; pero Estados Unidos declinó firmar la declaración final.
   
Todos los gobernantes de las naciones más poderosas se comprometieron a la aplicación de la plataforma aprobada en París; preocupa la actitud de Donald Trump, porque evidencia la decisión de Estados Unidos de abandonar el convenio, a pesar de que es una de la que más contamina el planeta.
   
El medio ambiente y la alimentación se deterioran progresivamente, por tanto, hay que enfrentar el cambio climático, por el bienestar de la humanidad.


0 comentario(s)


Le restan 1000 caracteres.

Normas de uso

Este periódico no se responsabiliza de las opiniones vertidas en esta sección y se reserva el derecho de no publicar los mensajes de contenidos ofensivo o discriminatorio.