22 Mayo 2019 7:29 AM

PortadaOpiniónColumnas

Un día como hoy…

Hna. Alicia Galíndez

Hna. Alicia Galíndez

Hna. Alicia Galíndez | ACTUALIZADO 22.04.2019 - 6:56 pm

0 COMENTARIOS

enviar por email

imprimir

ampliar letras

reducir letras

Probablemente el título sugiera efemérides, acontecimientos históricos, el inicio de un cuento, una historia, novela, relato y para los conocedores de la Palabra de Dios, referencia a la lectura de los evangelios: “En aquel tiempo…”. Si pensamos en algo personal, quizás tendríamos un recuerdo del pasado, una fecha significativa… para mí son varias cosas a la vez: estamos en Pascua de Resurrección el acontecimiento más importante en la historia de la humanidad, junto al misterio de la Encarnación; ambos le dieron un giro a la vida de la gente y a sus comportamientos sociales, religiosos, políticos, culturales e incluso al pensamiento y la ética. La experiencia de la fe ha orientado la vida de la mayoría de las personas en todo el mundo por muchos siglos.
   
Todavía experimentamos el grato sabor de los días santos, en los que hemos hecho memoria de la vida, la entrega de Jesús de Nazaret, su pasión y muerte, días en los cuales hemos meditado, reflexionado, puesto en orden la vida e incluso nos hemos reconciliado con Dios y con el prójimo; hemos estado en familia y algunos hemos decidido convertirnos, cambiar y ser mejores de ahora en adelante. Se siente un aire nuevo, un clima y un ambiente tranquilo y armonioso, porque nos hemos renovado con el triunfo de Jesucristo sobre el pecado y la muerte; una fuerza renovadora que nos motiva a trabajar, estudiar y vivir con nuevos impulsos, con alegría y esperanza. Todo se ve con ojos nuevos como si de repente iniciáramos y tuviéramos una hoja en blanco para escribir o simplemente plasmar algo y ojala sepamos aprovechar cada oportunidad que nos da Dios. Con esta esperanza nos lanzamos hacia adelante confiados en la promesa de Dios y con la certeza de que él está con nosotros, es fiel  y no, nos va a abandonar nunca.
  
El abril florido, vestido de vida y de resurrección, de esperanza y de verdadera Pascua, nos sugiere también, darle gracias a Dios porque hoy las letras celebran el día de nuestro idioma, magnifica herramienta de comunicación, en algunos países es el día del libro, hecho que para los amantes de la lectura es una verdadera fiesta, además, estamos en la Semana del Locutor Profesional, festejando a aquellos que con el idioma, el lenguaje y su voz pueden hacer que el mundo se pinte de los colores más esplendidos y que la paz, el equilibrio y la belleza se instalen en nuestros hogares, comunicando la verdad, la bondad y la belleza.
   
Un día como hoy puede ser tu cumpleaños o el de un ser amado, el aniversario de bodas o el aniversario de la llegada de las Hermanas Paulinas a República Dominicana hace 25 años, en fin... de nosotros depende que sea un día especial para iniciar una historia, un cuento, un relato e incluso el mejor de los días, ya que Dios nos lo concedió, hagamos de él una bendición y una fiesta de Pascua de Resurrección, porque la vida y el amor han vencido a la muerte. Cristo ha resucitado.  



0 comentario(s)


Le restan 1000 caracteres.

Normas de uso

Este periódico no se responsabiliza de las opiniones vertidas en esta sección y se reserva el derecho de no publicar los mensajes de contenidos ofensivo o discriminatorio.