25 Marzo 2019 9:58 AM

PortadaOpiniónColumnas

Más y mejor protección al turismo

Dr. Frank Espino

Dr. Frank Espino

Dr. Frank Espino | ACTUALIZADO 08.01.2019 - 7:34 pm

0 COMENTARIOS

enviar por email

imprimir

ampliar letras

reducir letras

“Reunirse es un comienzo, permanecer juntos es el progreso y trabajar juntos es el éxito” Henry Ford.


En recientes visitas que hemos realizado a la Región del Este sobre todo a Verón, Bávaro y Punta Cana, hemos conversado del presente y futuro de ese prestigioso lugar, con amigos y colegas pero sobre todo con empresarios e inversionistas, sobre el crecimiento que ha tenido, con un alcance internacional inimaginable.             Inversiones millonarias.
   
Tanto es el progreso que ha tenido esta zona turística que algunos se atreven a verla proyectada como la cuarta ciudad más poblada de República Dominicana en las próximas décadas.
   
Algo nos llamó la atención, pues entre las conversaciones de crecimiento, ha faltado algo que puede hacerla vulnerable comparada con otras regiones turísticas naciones e internacionales.
   
Si hubo un aspecto negativo en el área de Puerto Plata, fue precisamente lo que de una u otra forma está afectando esa región del Este, que podría incidir en el  turismo negativamente. Ya son  muchos los pobladores, visitantes y turistas así como dueños que nutren cada día esos lugares.
   
No podía creer que una zona que alimenta económicamente al fisco, que paga muchos impuestos, que recibe cientos de turistas no tenga un adecuado acueducto, pero mucho menos plantas de tratamiento de aguas negras.
   
No me explico cómo es posible que gobiernos van y gobiernos vienen no hayan invertido en un renglón de importancia como los citados.
   
¡Sí, es una realidad! El agua es sacada de pozos tubulares. Las excretas depositadas en pozos sépticos. Esto no se compadece con una buena salubridad. Los saben los técnicos en la materia, que estos pozos sépticos, unidos a los pozos tubulares dan origen a una contaminación ambiental subterránea, que puede expandirse por todo los lados, y en este caso precisamente podría llegar hasta las mismas playas, sus entornos y contaminarlas.
   
Como muestra basta un botón cito la propuesta de campaña que expresara el expresidente Leonel Fernández, cuando visitó a inversionistas turísticos, en la Zona Este recientemente en diciembre del 2018 y fue dado a conocer por la prensa radial y escrita cito: “PUNTA CANA, Higüey.- El presidente del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y aspirante a un cuarto período de gobierno, Leonel Fernández Reyna, prometió 20 proyectos de desarrollo para impulsar el sector turístico, además afirma que es necesario modificar la Ley 541 de incentivo a la industria del turismo.” –Continúa la cita:        
“Entre los proyectos en carpeta están un acueducto para la zona Verón, Bávaro, Punta Cana, planta de tratamiento, construcción de la circunvalación de Higüey y un intercambiador urbano, entre otros.”
   
En realidad no entendemos por qué ni los gobiernos ni el sector turístico del Este, no han hecho esfuerzo para la realización de estas importantes obras- Acueducto y Planta de Tratamiento? ¿No se han dado cuenta que otros países podrían tomar esto como punta de lanza para desprestigiar nuestro turismo y con ello tomarnos como ejemplo de portadores de enfermedades, y malos hábitos higiénicos, contaminadores del ambiente?
    
¡Debemos empezar ya! Sea este gobierno de turno o el que venga. Declarar de prioridad a zonas turísticas de planta de tratamiento y acueducto sobre todo a la Región Este. Debemos curarnos en salud.        

Más vale prevenir que precaver. No podemos dormirnos en los laureles. Camarón que se duerme se lo lleva la corriente. Estamos en franca competencia internacional con otras naciones que hacen turismo. Nosotros lo tenemos todo. Debemos ser los mejores.
 
El autor es médico, escritor y profesor universitario.


0 comentario(s)


Le restan 1000 caracteres.

Normas de uso

Este periódico no se responsabiliza de las opiniones vertidas en esta sección y se reserva el derecho de no publicar los mensajes de contenidos ofensivo o discriminatorio.